OTRO ESPANTO PAYANES
Miércoles 16 de julio, 2003
De: Mario Pachajoa Burbano

Payaneses supremanente espantados:

Tal como lo menciona Gustavo Wilches-Chaux en su nota al final de este escrito, hay otro super espanto en Popayán, desafortunadamente hasta ahora cierto, de que van a cortar los árboles guayacán que adornan de manera pacífica, hermosa y única la avenida de la autopista. En el mismo sentido que se pronuncia Gustavo, nos hacen llegar su pesar Melanie Smith de rtspecialties.com y Antonio Lehmann Paz. Nuestros agradecimientos para ellos y esperamos que las autoridades respectivas reconsideren su error.

Cordial saludo,

****

ANTONIO LEHMANN PAZ:

Queridos payaneses:

La situación no puede ser mas increíble. La CRC, dirigida por LIBARDO ANTONIO ROMERO ORDOÑEZ, autorizó a un flamante ingeniero, LUIS ORLANDO MUÑOZ MUÑOZ, para que corte DIEZ (10) de los magnificos árboles de guayacán, sí los de flores amarillas y moradas que nos apreciamos de tener a la entrada, en la autopista, en el sector de CAMPOBELLO, frente a torremolinos, para dizque ejecutar obras de control de tránsito.

Protestemos por el atropello orquestado desde las entidades que deben propender por la defensa del medio ambiente. Payaneses Las obras se ejecutarán en los próximos días Salvemos nuestro patrimonio natural

***

ESPANTOS PAYANESES
Por: GUSTAVO WILCHES-CHAUX:

No cambio la referencia del mensaje "Espantos Payaneses", porque me parece que se ajusta perfectamente a la alarma que existe en este momento en Popayán por la decisión que se ha tomado de talar los árboles del separador de la autopista frente a la hacienda Belalcazar.

Uno de los patrimonios más valiosos que le quedan a Popayán es su paisaje, y esa "entrada", única entre las ciudades de Colombia, forma parte de ese patrimonio. Se han necesitado muchos años (por lo menos tres décadas y media) para que esos árboles alcancen la contundencia y la altura que tienen ahora. La época de floración de esos árboles constituye una de las más bonitas de Popayán. Dos minutos de motosierra pueden destruirlos, y reparar ese error imperdonable tomaría otros 30 años.

Entiendo que el argumento que "justifica" esa decisión, es que ha habido muchos accidentes que les han causado la muerte a personas que se salen del carril de la autopista, se suben al separador y se estrellan contra esos árboles. Obviamente la causa de los accidentes no son los árboles, que permanecen en el lugar asignado a ellos. Si se averigua la causa de esas muertes, se encuentra que es la mezcla de alcohol con alta velocidad en carros de gran potencia. Cortar los árboles no va a evitar los accidentes que tienen esa causa.

Por otra parte, en las grandes autopistas se invierten muchos millones de dólares para separar los carriles con barreras de concreto, que evitan que cuando un carro se salga de la vía, se pase para el otro carril y cause todavía más desastres. Ese papel lo hacen los árboles en la autopista de Popayán. O sea que los árboles no solamente no son la causa de los accidentes, sino que evitan que estos tengan consecuencias peores.

Cordial abrazo,