ALBERGUE PARA DESTECHADOS
Martes 7 de diciembre, 2004
De: Mario Pachajoa Burbano

Amigos payaneses:

El padre Jenaro Rojas Chaux, con el dinamismo que lo caractiza para el mejoramiento de vida de los menos afortunados está solicitando ayuda ciudadana para completar su obra. Los que deseen colaborar en esta benéfica acción pueden enviar sus donaciones a Francisco J. Torres, en la dirección abajo señalada.

Nuestros agradecimientos a los donantes.

Incluímos sendas notas suscritas por Francisco y por el padre Rojas.

Cordial saludo,

***
ALBERGUE PARA LOS DESTECHADOS DE POPAYAN
Por: Francisco J Torres

Diciembre 2004

Sé que bien recuerdan el proyecto del padre Jenaro Rojas Chaux "Albergue para los Destechados de Popayán" que se presentó el año pasado en New York durante el Tercer Encuentro de payaneses en USA. Pues bien, con gran regocijo quiero comunicar que por fin estos destechados no lo serán más gracias a la ayuda de Amalita Grueso de Salazar con la rifa del aderezo, a la tenacidad y fé del padre Jenaro Rojas Chaux, lo mismo que a la ayuda de los muchachos del Comité de Pastoral Universitaria y a nuestros generosos coterráneos se logró la compra de una casa que en un futuro no muy lejano será su techo. Pero esto no termina allí hay una deuda de $70’000.000 de pesos y la dotación que se requiere para convertirla en albergue que no está incluida en la comunicación del padre la cual estoy adjuntando.

Desafortunadamente no tengo un artículo, relato o documento como lo hacen nuestros compatriotas de la Red amantes de nuestra ciudad, sabios e intectuales colaboradores que nos recuerden con lujo de detalles todas nuestras glorias pasadas con las que nos tienen acostumbrados y que tanto nos enorgullece y beneficia, sólo tengo una petición que hacer: hacerle saber a todos y cada uno de la red de payaneses la necesidad que hay de que sigamos ayudando al padre en su apostolado.

Por lo tanto deseo pedirles a todos mis queridos patojos el pequeño aporte de un dólar ($ 1.00 ); sé que aunque nuestro dólar está tan devaluado esa pequeña donación le hará mella a los $70’000.000 de pesos; por supuesto si alguien desea hacerle una donación mejor, bien saben será más que bienvenida. Este patojo, el padre Rojas que ama a Popayán y todos los que pertenecemos a la Red de payaneses y que hoy en día se desvive por ayudar a nuestros más necesitados, los carentes de techo de nuestra ciudad, es un orgullo para todos nosotros; el esfuerzo que pongamos ayudándole a lograr su objetivo, sería otro orgullo más para nuestra gloriosa Popayán. Las personas que deseen más información sobre esta obra, por favor comunicarse conmigo.

Es importante aclarar que se publicará la lista de todos los donantes y su generosa donación con excepción de aquellos que indiquen lo contrario. Todas las donaciones las pueden enviar a mi direción postal así:

Francisco J Torres
2402 Monaco Dr.
Cedar Park, Texas 78613
U.S.A.

Teléfono (512) 258- 9913

Atentamente,

Pacho

***

Mensaje del padre Jenaro Rojas Chaux

Querido Pacho: te informo que he resuelto, de acuerdo con los muchachos del Comité de Pastoral Universitaria, arriesgarnos a una deuda de $ 70´000.000,oo.

Se trata de comprar una casa de 2 pisos, con 10 cuartos, situado a una cuadra de donde duermen a la intemperie nuestros "amigos de la calle". El precio de la casa en la inmobiliaria era de $ 170´000.000,oo. Cuando fui a hablar con la dueña, me declaró que era admiradora de mis prédicas en la misa dominical. Aproveché esa buena disposición de la señora, para proponerle una rebaja en el precio de la casa; le propuse $ 140´000.000,oo, y me aceptó. Tenemos $ 70´000.000,oo. Le pregunté cuánto me pedía para asegurar la compra-venta. Me pidió $ 50´000.000.oo que le daré, Dios mediante, a mediados del mes entrante; los otros $ 20'000.000,oo se los entregaré a fines de enero del 2005; y los $ 70' 000.000,oo restantes en diciembre del mismo año. Confío en que el Señor me ayudará a conseguir ese dinero faltante, en el curso del año entrante.

Margot Valencia de Prada estuvo aquí, la llevé a conocer la casa y le encantó; me apoyó en la compra. También estuvo Amalita Grueso y también estuvo de acuerdo en que vale la pena comprarla.

Un saludo y un abrazo para ti

Jenaro Rojas Chaux