LA ORDEN DEL SANTO SEPULCRO: COMENTARIO
Viernes 29 de marzo, 2002
De: Mario Pachajoa Burbano

Amigos payaneses:

Pedro Agustín Roa Arboleda, nos ha preparado un artículo altamente educativo, lleno de datos históricos, en el que en forma amena nos ilustra con los detalles más significativos de la historia de la Orden del Santo Sepulcro, que cumple 50 años en Popayán. Nuestros agradecimientos a Pedro Agustín por hacernos partícipes de una parte de sus profundos conocimientos sobre estos asuntos. Cordial saludo,

COMENTARIOS SOBRE LA ORDEN DEL SANTO SEPULCRO.
Por: Pedro Agustín Roa Arboleda 
Viernes Santo, 29 de marzo, 2002 ; Bogotá.

En seguimiento del interesante escrito relativo a la Orden del Santo Sepulcro que tuvieron a bien circular hoy Viernes Santo por la Red de Payaneses, tengo el agrado de hacer algunos comentarios adicionales sobre esta venerable institución, aprovechando el cincuentenario de su llegada a Popayán.

Algunos de los más connotados historiadores, y en especial, los estudiosos de las órdenes de caballería, han convenido en dividir la historia de esta Orden (cuya denominación exacta, "Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén" proviene de su equivalente en latín <<Ordo Equestris Sancti Sepulcri Hierosolymitani>>), en tres grandes períodos, que facilitan su comprensión y estudio. Así:

+ Desde la toma de Jerusalén, en 1099, por parte de los cruzados al mando de Godofredo de Bouillon, Duque de Lorena, hasta la salida de los últimos Caballeros en 1291, cuando el Sultán Saladín los vence y, luego de tumbar los estandartes cristianos, hace izar la medialuna islámica en las edificaciones de Tierra Santa.

+ Desde 1291 hasta 1847, período de gran expansión de los Caballeros por toda Europa, mientras los custodios franciscanos cuidan el Santo Sepulcro y sus reliquias en Jerusalén.

+ Desde la restauración del Patriarcado Latino (1847) hasta nuestros días.

A fin de no extender innecesariamente el presente comentario me referiré exclusivamente al último período, es decir, al que va desde 1847 hasta nuestros días. He aquí algunos de los más importantes hitos históricos de la época contemporánea de la Orden, incluido el de su llegada a la capital caucana a mediados del siglo XX:

* 1847.- S.S. el Papa Pío IX restablece el Patriarcado Latino de Jerusalén y, en solemne ceremonia, arma Caballero del Santo Sepulcro a Monseñor Valerga, quien es designado Patriarca Latino y también Jefe de la Orden.

* 1870.- El mismo pontífice introduce cambios en los estatutos de la Orden, entre ellos, la eliminación de una cláusula que exigía nobleza de nacimiento a quienes aspiraran a ingresar en ella. El requisito se transforma y sólo se exige desde entonces "pertenecer a una élite".

* 1871.- Gracias a una reforma en los estatutos, la condesa italiana Maria Francesca di Tomas se convierte en la primera mujer en ingresar a la Orden. Sin embargo, el ingreso oficial de las mujeres sólo se oficializará hacia 1888, gracias a un breve pontifical del Papa León XIII.

* 1900.- Ya son 2,000 los miembros de la Orden en los albores del siglo XX a nivel mundial. Se cuentan entre ellos creyentes piadosos, intelectuales y profesionales poco conocidos, pero también insignes figuras como el Rey de España y el Emperador de Austria, Francisco José I.

* 1945.- La Santa Sede, por Decreto de la Sagrada Congregación para los Ritos, regula el protocolo y la reglamentación que debe caracterizar el ceremonial de armadura de Caballeros e investidura de Damas de la Orden en todo el mundo. Estos ritos no han variado desde entonces.

* 1949.- S.S. Pío XII introduce nuevas reformas a los estatutos a fin de ampliar y fortalecer la Orden, gravemente empobrecida y disminuida por la muerte de varios de sus miembros durante la II Guerra Mundial. Para ello, traslada definitivamente de Jerusalén a Roma la sede de la misma, y designa el Palacio della Rovere (también conocido como Palacio de San Onofrio o de los Penitenciarios) como sede capitular mundial de la Orden.

* 1952.- La Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén abre un capítulo en la ciudad de Popayán, Colombia, por iniciativa de Don Miguel Antonio Arroyo Arboleda, quien a la fecha se desempeñaba como Alcalde de la capital caucana. Se establece su sede capitular provincial en el centenario templo de Santo Domingo.

* 1953.- Carlo Furno, joven sacerdote al servicio de la Secretaría de Estado (Cancillería ) del Vaticano, es nombrado por la Santa Sede para desempeñar funciones diplomáticas como Attaché y luego como Secretario de la Nunciatura Apostólica en Bogotá. Durante los siete años que dura su misión, trabaja de cerca bajo la coordinación del Nuncio Apostólico de la época, a fin de ampliar la Orden en América Latina, principalmente en Colombia y Ecuador. Décadas después, Furno se convertiría en el Gran Maestre de la Orden a nivel mundial.

* 1979.- El Papa Paulo VI efectúa nuevos cambios a los estatutos de la Orden.

* 1995.- El 21 de diciembre, S.S. el Papa Juan Pablo II designa a Monseñor Carlo Furno (ex diplomático, Cardenal de la Iglesia Católica desde 1994) como Gran Maestre de la Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén, cargo que desempeña hasta nuestros días.

* 1996.- Las más recientes modificaciones a los estatutos de la Orden tienen lugar en este año, por iniciativa de S.S. Juan Pablo II.

* 2000.- Un total de 3,500 Caballeros y Damas de la Orden, provenientes de todo el mundo, celebran su Jubileo en Roma. El Papa los recibe en audiencia en la mañana del 3 de marzo en el auditorio Paulo VI y, en la tarde, los miembros de la Orden realizan un peregrinaje a la Basílica de Santa María Maggiore en Roma. Ese mismo día, el Cardenal Furno, Gran Maestre de la Orden, oficia una Misa de vigilia en la basílica de San Pablo Extramuros. Al día siguiente, tiene lugar la Misa solemne oficiada por el mismo Cardenal Furno en el altar papal de la Basílica de San Pedro, con acompañamiento del coro de la capilla del Palacio Imperial de Hofburg (Viena), el cual interpreta la Misa de la Coronación de Mozart.

* 2002.- La Orden cuenta en la actualidad con más de veinte mil miembros, hombres y mujeres civiles y eclesiásticos repartidos por los cinco continentes. Su misión, después de novecientos años de existencia, sigue siendo la misma desde entonces. En palabras del Sumo Pontífice, el propósito de la Orden continúa siendo el de "(...) favorecer la recomposición de una comunidad católica en Tierra Santa y custodiar la tumba de Cristo sin confiarla a la fuerza de las armas, sino al valor de un testimonio constante de fe y de solidaridad por parte de los cristianos residentes en los santos lugares".

En estos momentos, los miembros de la Orden ayudan a cubrir las necesidades del Patriarcado Latino de Jerusalén, en especial de sus sacerdotes, del seminario patriarcal y de las escuelas parroquiales que cuentan con más de 15 mil alumnos de diferentes confesiones religiosas. Dirigen, también, iniciativas de carácter social, como la construcción de viviendas, ayudas a escuelas de formación profesional y la concesión de préstamos para promover actividades agrícolas o artesanales.

En Colombia, la Orden es presidida actualmente por Monseñor Arturo Franco, Gran Prior de la Orden y por Don Jorge Cubides Camacho, Lugarteniente de la misma. Su sede principal se encuentra ubicada en la ciudad de Bogotá, teniendo como sede capitular permanente la venerable iglesia de la Veracruz (Carrera 7a - Avenida Jiménez), templo en el que la Orden lleva a cabo sus ceremonias cada año.

Cordialmente,

Pedro Agustín Roa Arboleda. Bogotá D.C.