HAGAMOSLE SEMANA SANTA
Domingo 14 de febrero 1999
De: Mario Pachajoa Burbano

Payaneses:

En un día como antes de ayer, 12 de febrero de 1829, el Libertador Simón Bolívar, abandonó la casa de José María Mosquera en Popayán, para dirigirse a su campaña del sur. Traía, Bolívar, el ánimo entenebrecido y el corazón anegado en amargura. No solamente tenía que enfrentar la invasión peruana (que fue batida en el Portete de Tarqui por el Gran Mariscal de Ayacucho), sino también solucionar la rebeldía de los coroneles Obando y López.

El Libertador estuvo cuatro veces en Popayán: (1) 26 de enero al 8 de marzo de 1822; (2) 23 al 30 de octubre de 1826; (3) 23 de enero al 12 de febrero de 1829 y la última, del 19 de noviembre al 15 de diciembre de 1829.

La primera y segunda ocasiones fue recibido en forma apoteósica y dejaron un sinnúmero de anécdotas que aún ahora se repiten con entusiasmo. Una de ellas, sucedió en su segunda visita, la más corta.

Los consejales se hallaban reunidos para establecer todos los detalles de los agasajos al Libertador. De pronto se le prende la luz a don Vicente Olave y en tono de chiste propone: "Hagámosle Semana Santa". Estas palabras fueron celebradas por sus colegas y de conocimiento de los pobladores de Popayán. Lo anterior fue el inicio -entre otros- del decir que en Popayán le hicieron al Libertador procesiones de Semana Santa ... en el mes de octubre!

Cordialmente,