AYUDA PARA ANCIANOS INDIGENTES
Sábado 22 de noviembre, 2003
De: Mario Pachajoa Burbano

Payanés caritativo:

Los participantes en los tres Encuentros de payaneses en USA (Pittsburgh 1999, Washington D.C., 2002 y Nueva York 2003) manifestaron su alta preocupación por el estado de semi-abandono en que se encuentran las dos instituciones de ancianos de Popayán y la del Niño Diferente.

Pero hoy El Tiempo nos da la buena noticia de que el gobierno tiene disponibles 70 mil millones de pesos (aproximadamente 25 millones de dólares) para los ancianos, suma a la cual tienen acceso los alcaldes colombianos.

Ante esta excelente noticia nos permitimos llamar la atención a todos los lectores de esta Red, residentes en la ciudad de Popayán, lo mismo que a sus fuerzas vivas y organizaciones y fundaciones para que, encabezados por el Alcalde de Popayán, se apresuren a hacer gestiones exitosas ante la entidad correspondiente para que de esa millonada ofrecida lleguen fondos, antes de terminar el año 2003, para dar pan, vestido, medicina y albergue a los ancianos de Popayán.

Alcaldía de Popayán: www.popayan.gov.co

Cordial saludo,

***

125 mil ancianos indigentes no han
recibido ayuda pese a que hay 70 mil
millones de pesos para ellos
sábado 22 de noviembre de 2003
El Tiempo.
Por: ÁNGELA CONSTANZA JEREZ
Subeditora de Relaciones con la Comunidad de EL TIEMPO

La mayoría de los alcaldes del país no han planteado propuestas para ellos, que se calculan en un millón en Colombia.

Desde octubre de este año, el Ministerio de Protección Social y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) están convocando a los mandatarios regionales, de manera desesperada para que entreguen a los centros zonales del ICBF los proyectos con los que beneficiarán a los ancianos más pobres de estratos 1 y 2.

Según un documento del Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes), los 1.098 municipios del país tienen un presupuesto asignado para esta atención. Con dichos recursos, se espera que los alcaldes financien servicios sociales complementarios a los adultos de la tercera edad (turismo, recreación, cultura y deporte) por un costo mensual de 31 mil pesos, y la Nación les dé un subsidio en dinero que oscila entre 35 mil y 75 mil pesos mensuales.

Así, en total, el subsidio oscilaría entre 66 mil y 106 mil pesos, dependiendo del monto asignado por el Conpes para cada municipio y del número de ancianos que se beneficiarían.

Inicialmente, el 14 de noviembre era la fecha límite para que las autoridades territoriales entregaran los proyectos en los que informaban cuántos ancianos atenderían, cómo serían esos servicios complementarios y cómo entregarían los subsidios; pero al acercarse la fecha, la mayoría de los alcaldes no había entregado el proyecto.


Por ello, el Ministerio de Protección Social y el ICBF, en coordinación con la Presidencia de la República, decidieron ampliar el plazo de entrega para 27 de noviembre.

De igual forma, optaron por solicitar a los alcaldes que no entreguen un proyecto, sino solo los documentos en los que señalan las características de sus ancianos y cuántos atenderán.

"Ya no tienen que diligenciar todo el manual operativo que se les envió desde julio y los anexos, solo las tres fichas en las que señalan qué prioridad dan a los ancianos beneficiarios de acuerdo con sus recursos", señaló Teresa Urdaneta.

Para los más pobres

Para informar a los alcaldes, el Gobierno ha utilizado comunicados de prensa, radio y circulares, incluso el fin de semana pasado les envió una carta a cada uno en la que les decía, palabras más palabras menos, que "el señor Presidente esperaba que entregarán los proyectos para poder atender a los ancianos más pobres del país".

Según María del Pilar Granados, directora de seguridad económica y pensiones del Ministerio de Protección Social, el Gobierno cuenta con casi 70 mil millones de pesos para atender a esta población en el 2003.

Cerca de 22 mil provienen de recursos que quedaron de la Red de Solidaridad Social, que manejaba este proyecto desde 1994, y 47 mil de la subcuenta de subsistencia del Fondo de Solidaridad Pensional, asignada a este programa.

Los subsidios serán entregados a través de bancos, centros de bienestar del anciano o giros personales. El Consorcio Prosperar, encargado de realizar las operaciones y evaluar los proyectos, determinará la modalidad.

Además, el próximo lunes dará un número exacto de cuántos alcaldes han solicitado los subsidios.

Quiénes se benefician

El programa de Protección Social al Adulto Mayor dará prioridad en la asignación del subsidio a quienes reúnan los siguientes requisitos:

Tener puntaje del Sisbén:

*Ser mayor de 65 años y jefe de hogar (mujeres y hombres) con personas a cargo
*Vivir solo y no depender económicamente de ninguna persona
*Tener 50 por ciento de minusvalía o discapacidad física o mental
*Pertenecer a una comunidad indígena y no tener ningún tipo de ingreso
*Tener mínimo dos años de permanencia en el municipio.