PESEBRES PAYANESES
Sábado 21de noviembre, 2009
De: Mario Pachajoa Burbano
http://pachajoa.110mb.com.

Amigos:

La Corporación de pesebristas de Popayán, dirigida por trece profesionales,
prepara, durante todo el año, los pesebres de la temporada de Navidad. Esta
Corporación planea y ejecuta la exhibición de sus artísticos pesebres navideños
en la Iglesia de San Francisco de la Ciudad Blanca.

Cordialmente,

***

Aroma de Navidad
Escrito por Luis Arévalo Cerón
Sábado, 21 de noviembre de 2009
El Liberal
.

Únicamente con el entusiasmo y el amor a su afición por el arte, los miembros de la Corporación de Pesebristas de Popayán están convocando la VI Exposición de pesebres 2009; tímidamente y casi en silencio trabajan a lo largo del año para ofrecer en el penúltimo mes del calendario el llamativo evento, a manera de antesala a la temporada navideña, en la cual, los grandes olvidamos por momentos las cosas serias y nos volvemos niños, mientras éstos disfrutan al máximo la época que parece haber sido establecida exclusivamente para ellos.

Trece profesionales entre los cuales figuran dos sacerdotes, son los artífices de los pesebres construidos a escala con las especificaciones de un artista; son los integrantes de la Corporación que hace 6 años sostiene sin ánimo de lucro, la atractiva exposición; están ahí: Esmeralda Muñoz de Enríquez, Maritza Bravo, Martha Lucía Torres, Ana Myriam Iragorri, Inés Varona, Laura Restrepo, Laura Isabel Varela, María del Carmen Palomino, Pbro. Gerardo Cayetano Constaín, Pbro. Carlos Fernando Sánchez, Diego Paz, Orlando Álvarez y Javier Ortega; cada día del año dedican unas horas a proyectar su obra con mucha seriedad.

El salón parroquial de San Francisco es el sitio propicio para la muestra de pesebres; lo ha sido desde el comienzo, hace algo más de un lustro; a la entrada se observa la imagen de San Francisco de Asís, escultura quiteña del siglo XVIII en madera policromada, de autor anónimo; no podía faltar el creador de la costumbre que en cada navidad nos remonta al sitio humilde donde nació el Divino Infante; en 1.223 en el poblado de Greccio (Italia), el santo de la paz organizó una versión del nacimiento de Jesús con personajes y animales vivos; Santa Clara difundió por todos los conventos de la Orden Franciscana el ejemplo de su fundador, hasta que la costumbre se generalizó; al Nuevo Mundo llegó durante la colonización y evangelización en los siglos XV y XVI traída por los frailes franciscanos.

En el interior del espacioso salón se observa el resultado de todo un trabajo de artes plásticas, gracias al esfuerzo y dedicación de los pesebristas; esta vez la innovación se encuentra en el tamaño de los pesebres; las pequeñas cajas de los dioramas de años pasados, han sido reemplazadas por el montaje, a escala también, de trabajos más amplios que cautivan la mirada de los visitantes; al aire musical de tradicionales villancicos, se observan representaciones bíblicas intituladas la Dulce Espera, Embrujo de Amor, Bajo un palmar, la Anunciación, la Caravana de los reyes magos, la Huida a Egipto, la Visitación y varios Nacimientos; una muestra de filatelia de navidad hace parte igualmente del evento.

Observar personalmente esta exposición de pesebres enriquece el espíritu y la mente cuando el “Adviento” se abre paso en las postrimerías del año; se trata de una buena forma de prepararse para la navidad 2009 de la cual nos separan escasos 35 días; la muestra pesebrista está abierta hasta el domingo 29 de noviembre en los siguientes horarios: de lunes a viernes de 10 a. m. a 1 p. m. y de 3 a 7 p. m.; sábados y domingos de 10 a. m. a 7 p. m.; ojalá la ciudadanía corresponda con su asistencia al esfuerzo de los pesebristas que lanzan año tras año un mensaje visual de paz.