LA MIV, UN EVENTO PARA LA NIÑEZ QUE MERECE EL APOYO.
De:  Mario Pachajoa Burbano
Lunes 11 de agosto, 2014
mariopbe@gmail.com
mariopbe.com

Amigos:

Se está corriendo en la ciudad de Popayán, Cauca, año tras año,desde hace décadas, la Maratón Infantil de Verano, MIV.  Este evento con interés cresciente entre los niños, es una manera eficaz de despertarles el deseo de superación a la vez que es un sano esparcimiento. El deporte, es una de las más efectivas soluciones para despertar los mejores sentimientos de cooperación, éxito y entereza. Fotografía de El Nuevo Liberal.

Cordialmente,

***

LA MIV, UN EVENTO PARA LA NIÑEZ QUE MERECE EL APOYO.
El Nuevo Liberal
30 de julio, 2014
Popayán. Cauca. Colombia

El domingo anterior comenzó la versión número 49 de la Maratón Infantil de Verano, MIV, un evento atlético y recreativo que año tras año, durante medio siglo y de manera continua, le ha apuntado a llevar sano esparcimiento al segmento más importante de nuestra sociedad: la niñez.
Con un formato atractivo por etapas, la competición busca que los jovencitos que gustan del deporte, utilicen en buena forma parte de su tiempo libre y además, comiencen a codearse y medirse atléticamente con otros chicos, provenientes de todos los rincones de la ciudad o de localidades cercanas como Timbío, El Tambo y Piendamó.

Como vemos, estamos ante un evento atlético que además de tradicional, es un potosí para descubrir potenciales deportistas, o en el mejor de los casos, con el que se pueden generar otras actividades de tipo recreativo paralelas a las competitivas, donde se involucre al sistema educativo o comunitario, con la finalidad de llegar a gran número de niños que podrían descubrir las bondades de ejercitarse, alejándolos del ocio insano que termina conduciéndolos por otros caminos no muy recomendables.

A pesar de todo este potencial social y deportivo, la MIV cada año se organiza con ‘las uñas’ en cabeza de un perseverante periodista oriundo de Nariño pero payanés por adopción y convicción, quien meses antes de la competencia, debe recorrer la ciudad buscando el patrocinio necesario para hacerla realidad cada año. Hablamos de Don Luis Arévalo Cerón, alma y nervio de esta carrera atletica que por fortuna está rodeado de un pequeño grupo de colaboradores que no lo desamparan y lo apoyan desde el proceso organizativo de la competición, así como el desarrollo de la misma; además, también encuentra entidades, en especial del sector cooperativo, y personas que lo patrocinan con regalos, premios, camisetas, folletos publicitarios, entre otros elementos que terminan haciendo feliz a un niño y de paso motivándolo para que siga haciendo deporte, muy seguramente con la ilusión y el sueño de ser un futuro campeón en el deporte base.

Con todos estos beneficios en favor del bienestar de los niños y enfocados hacia la práctica del deporte, el sano esparcimiento y la promoción de la actividad física, no entendemos como entidades como Indeportes Cauca o la secretaría municipal del Deporte y la Cultura, están al margen de esta hermosa competición ¿Sería mucho pedir algún tipo de partida económica destinada a la MIV con la que se premie a los participantes? O ¿sería mucho pedir que por lo menos, los equipos de profesionales y monitores deportivos de estas dependencias públicas chequearan sobre el terreno a los corredores para así escoger futuros en el atletismo caucano?

Creemos que aún es tiempo de rodear a la MIV, brindándole desde lo gubernamental, la importancia que esta competición se merece y que los directivos de las dos dependencias se comprometan, de verdad, con lo que resta de la versión 2014 y de una buena vez, en el proceso de organización para el 2015, cuando el evento atlético celebrará sus bodas de oro.

Adenda: Queremos resaltar al actual contralor del Cauca, Dumer Cifuentes Piamba, quien a manera personal, ha decidido apoyar a la MIV regalando dos bicicletas, que se sumarán a la lista de premios para los competidores; para el funcionario, es clara la necesidad de trabajar por la niñez caucana, que requiere de eventos de esta naturaleza para su formación integral y como lo dijo don Luis Arévalo en su reciente columna de opinión “… entiende él que es en estas competencias dominicales en donde un niño demuestra su esfuerzo por triunfar, o al menos por terminar la competencia como signo de vitalidad, acciones que lo conducen por el camino de un ciudadano a carta cabal…”.

*** 

 Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red
 payanesa por favor informar a
mariopbe@gmail.com
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please
 reply to
mariopbe@gmail.com