LAS OBRAS DEL PINTOR MARTÍNEZ
De: Mario Pachajoa Burbano
Jueves 4 de septiembre, 2014
mariopbe@gmail.com
Bitácora Patoja


Amigos:

El Periodico la Campana de la ciudad de Popayán informa sobre el lamentable y algunas piezas irrepables, en que se encontrraron las obras robadas del Maestro Efrain Martínez..  Estado del 'Boceto la Tarde' del Maestro Martinez, foto de El Periódico La Campana.

Cordialmente,

***

  ¿SE RECUPERARON LAS OBRAS DEL PINTOR MARTÍNEZ?
Por:  Redacción, en julio 30, 2014
periodicolacampana.com
Periódico la Campana.
Popayán, Cauca, Colombia

“Fue como haber recibido los restos mortales de un secuestrado”

La que muchos payaneses calificaron de “gran noticia”, lastimosamente no lo es. En operativo reciente, el CTI de la Fiscalía confiscó 72 obras del pintor Efraím Martínez, de las 87 que fueron robadas del museo.

Dado el lamentable estado en que se encontraron las pinturas sustraídas por delincuentes de la banda criminal “La Ramona”, no se puede afirmar que se “recuperaron”, porque recuperar es volver a tener lo que antes se poseía, y este no es el caso, por cuanto hay pinturas irrecuperables, según le dijo al periódico La Campana, Ricardo Martínez Mahecha, nieto del gran artista, dibujante y retratista, exponente de la pintura colombiana del siglo XX.

“Fue como haber recibido los restos mortales de un secuestrado”, agregó. Entre tanto, autoridades locales y regionales, funcionarios del Ministerio de Cultura y ciudadanía, quedaron satisfechos por el hallazgo, pero hasta el momento nadie se ha referido, con la vehemencia que demanda el crimen cometido contra el patrimonio artístico y cultural de Popayán, del Cauca y de Colombia, mucho menos se ha mostrado interés en saber el estado en que dejaron los delincuentes el legado del maestro Martínez.

El periódico La Campana tuvo acceso al documento en el que la Fundación de Arte Efraím Martínez, Fundarte, describe la situación general en que se hallaron las obras del pintor payanés, quien nació el 7 de diciembre de 1898 y murió en la capital caucana el 27 de marzo de 1956.

Observación general del deterioro en la pintura al óleo sobre lienzo, de la obra sustraída de la casa museo maestro Efraím Martínez

1.- El manejo de la obra refleja maltrato intenso y repetido por manipulación indebida y continua, en lapso prolongado.

2.- Los lienzos se encuentran sueltos, sin bastidor para tensado. El paño manifiesta plegado, arrugas y dobleces, en ocasión con rotura y faltante.

3.- La capa cromática presenta desprendimiento con pérdida sustantiva, tanto del basado o preparado previo de la tela, como de la capa pictórica de que estaba provista. Este manto de distintos espesores y técnicas de pincelada es, algunas veces, delgado, en especial en el boceto, aplicación que refleja la mayor pérdida con connotación irrecuperable para la totalidad del color y la luz de la figura, así como del paisaje de fondo. Su recuperación con veladura cromática es posible solo por fragmentos en zonas pequeñas de borde e intermedias, donde aún permanece resto de pigmento.

4.- En obra de gran formato se evidencia marca intensa y ancha por doblez en múltiple cuadrante. Estos surcos de difícil disimulo, conllevan impedimento al observador para la contemplación a plenitud de la obra de arte.

5.- En algunos cuadros se observa frotado casual o intencional con material abrasivo seco y lavado, posiblemente por corriente de agua y exposición sostenida a la humedad. Esta obra ofrece mayor dificultad de restauración de seguro, hasta instancias irreversibles del proceso perjudicial por pérdida de luz y color.

Recomendación para efecto de conservar y exponer

1.- Inmovilización y aislamiento individual por obra con postura horizontal y cadena estricta de custodia.

2.- Fijación inmediata de la capa pictórica que permanece para efecto de detener pérdida e incremento del deterioro.

3.- Tensar lienzos con bastidor expandible por hincado de cuñas para rigidizar la obra.

4.- Iniciación del proceso de restauración y conservación de cada obra, según la particularidad en la evaluación.

Boceto de la Apoteosis a Popayán, que no se ha confiscado, permanece en manos de los delincuentes. Fue elaborado en París por el maestro Martínez.

Observación general del deterioro en el dibujo a tiza sobre papel, de la obra sustraída de la Casa Museo Efraím Martínez

1.- Los carbones y pasteles están sueltos, sin un enmarcado propio para allanar y aislar la superficie que enseña la obra. El sustrato manifiesta plegado, arrugas y dobleces, en ocasiones con rotura y faltante. Esta ajadura ya es permanente.

2.- La capa cromática presenta pérdidas localizadas, no extensas, de la capa pictórica. Su veladura con tiza de color y carboncillo es posible, ya que permanece la mayor parte de pigmento.

3.- Se observa frotado por contacto que difuminó la representación. Este daño es irreversible por pérdida de dibujo, luz y color.


Recomendación para efecto de conservar y exponer

1.- Inmovilización y aislamiento individual por obra con postura horizontal sin roce y cadena estricta de custodia.

2.- Doblegado o empapelado del sustrato con fijación por penetrado de capa pictórica.

3.- Aplanado del papel a un lecho rígido, previo a la intervención de la obra.

4.- Iniciar el proceso de restauración y conservación de cada pieza, según la particularidad en la evaluación.

Observación general del deterioro en el dibujo a lápiz y plumilla sobre papel

1.- Los dibujos están sueltos sin enmarcado propio para allanar y aislar la superficie exponible. El sustrato manifiesta plegado en las esquinas. Esta ajadura es permanente.

2.- Se observa frotado por contacto que esparció la línea. Este daño es irreversible.

Recomendación para efecto de conservación y exposición

1.- Inmovilización y aislamiento individual por obra, con postura horizontal sin roce y cadena estricta de custodia.

2.- Doblegado o empapelado del sustrato con fijación por penetrado de la capa pictórica.

3.- Aplanado del papel a un lecho rígido, previo a la intervención de la obra.

4.- Iniciación del proceso de restauración y conservación de cada pieza, según la particularidad en la evaluación.
 
Restauradora dice que superficie cromática es irreparable

Según la reconocida restauradora, María Patricia Caicedo Zapata, el trabajo pictórico y artístico del maestro Efraím Martínez, sufrió notoriamente en cuanto a su expresión cromática, tan rica en colorido y plasticidad. “Perdimos, porque esa superficie cromática es irreparable”, afirmó.

Agregó, que algunas obras se pueden restaurar, controlar y definir el deterioro que sufrieron, pero, en por lo menos 10 pinturas, hay zonas cromáticas muy puntuales que son irreparables.

En su mayoría, esta obra que fue rescatada, luego de ser robada del Museo Martínez, corresponde a óleos sobre lienzo, pasteles y carboncillos sobre papel.

A decir de la restauradora de bienes muebles, el maestro Martínez usaba óleos de colores primarios y luego los mezclaba para sacar tonalidades de verdes; naranjas, para los bellos atardeceres y los azules del cielo de Popayán.

Aconseja una intervención inmediata de las superficies cromáticas de las pinturas al óleo, debido a que la capa cromática está suelta del lienzo, por lo que se debe fijar rápidamente.

Luego hacer la recuperación de la base de preparación y superficies cromáticas en las obras que se puedan recuperar. Se debe efectuar un estudio preliminar para establecer los procesos de intervención de las obras del maestro Efraím Martínez, indicó.
 
artículo publicado el 25 de julio en la edición impresa

*** 

 Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red
 payanesa por favor informar a
mariopbe@gmail.com
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please
 reply to
mariopbe@gmail.com