FUNDACION DE POPAYAN
POR JOSE MARIA ARBOLEDA LLORENTE
Miércoles 25 de junio, 2013
De: Mario Pachajoa Burbano
mariopbe@gmail.com
mariopbe.com

Amigos:

Juan Montón Ribas ha tenido la deferencia de enviarnos en forma Ebook el folleto del historiador José María Arboleda Llorente "La Fundación de Popayán", una de las obras de origen payanés inconseguibles y famosas. Contiene la documentación, de ese entonces, que fue descubierta por el autor y que determina la fecha de fundación de la ciudad de Popayán como el 13 de enero de 1537.

* Hoy reproducimos el principio, final y conclusiones de la obra.

Montón Ribas en su envío nos dice: "Es triste que en Popayán ninguna institución, como la Universidad del Cauca por ejemplo, se haya preocupado por reeditar obras históricas de la ciudad, para evitar que con el tiempo se pierdan definitivamente.".

Con nuestros agradecimientos para Juan.
 
Las partes del libro.
1945.

Inicio del documento.
Autenticidad y valor histórico del documento.
Texto del documento,
Confrontación del documento con la Historia conocida de la fundación de Popayán.
Conclusiones.

Este articulo solamente cubre el Inicio del documento, la Confrontación y Conclusiones.

Cordialmente,

***

LA FUNDACION DE POPAYAN
POR: JOSE MARIA ARBOLEDA LLORENTE
1945.
Folleto Ebook enviado por
Juan Montón Ribas.


Enlace para las dos partes finales  Confrontación y Conclusiones.

Este documento que pertenece al archivo de El Carnero y ya está catalogado en  el Archivo Central del Cauca, bajo la signatura 80 79 (J I-12 cv). constituye el juicio ejecutivo que desde 1603 al 1609, y después en 1628 - por haberse suspendido en ese último año, le siguieron  al  Capitán Diego de Alvarado sus acreedores; mas como estos empezaran haciéndose efectiva la  ley que entonces existía sobre prisión por deudas, de  conformidad  con  una  real  provisión  dada  en  1594  por  la Audiencia  de  Quito  en  favor de Juan Rodríguez  Cuéllar,  quien  había reclamado  contra los privilegios a que se acogían sus  deudores  para  eludir  los  pagos, unos  por ser vecinos y los  otros  por  llamarse  hidalgos, dicho Capitán  Alvarado hizo valer  en  su  defensa «un capitulo de carta de su Magd., en que. manda que los  hijos y nietos de conquistadores sean exentos de prisión, y  al efecto pidió copia  de  la  Real Cédula de Felipe II, expedida en el Bosque  de  Segovia  a 13 de  julio   de  1573,  y,  conseguida esta, a fin de demostrar que era el de los comprendidos en esa Real Cedula, presentó una información que en el año de 1605 había obtenido en Popayán su hijo el presbítero Diego de Alvarado ad perpetuam rei memoriam, para constancia de las partes y realidades de sus padres, abuelos y suyas.

La  copia  de  aquella  Real Cedula  pedida  en 1607  al entonces Alcalde  Ordinario  de  Popayán Pedro Cepero, fue dada por el Escribano Público y de Cabildo de la misma ciudad Francisco de Vega, de un trasladado que Luis de Sandoval, Escribano de la Nueva Segovia de Caloto, sacó del libro del Cabildo de esa ciudad y en ella contienen las ordenanzas que, entre otras cosas, mandó dar Felipe II para estimular los descubrimientos, nuevas poblaciones y pacificación de tierras  y Provincias que en las Indias están por descubrir y poblar, ordenanzas en las cuales dicho rey declara hijodalgo de solar conocido, ... por honrar sus personas y que de ellos como de primeros pobladores quede memoria loable ... a los que se obliguen de hacer la dicha población y la hubieren poblado y cumplido con su asiento... .. a ellos y a sus descendientes legítimos, para que gocen de toda las honras y preeminencias y puedan hacer todas las cosas que todos los hombres hijosdalgo caballeros destos reynos de Castilla, según fueros y costumbre de España, pueden y deben hazer y gozar.

***

   Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red
 payanesa por favor informar a
mariopbe@gmail.com
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please
 reply to  mariopbe@gmail.com