HUMBERTO CHARRY LOSADA.
Lunes 18 de noviembre, 2013
De: Mario Pachajoa Burbano
mariopbe@gmail.com
Popayán, Red Patoja

Amigos:

Humberto Charry Losada, notable y admirado ingeniero civil de la Universidad del Cauca, además de su acrisolado comportamiento social y don de gentes, fue un sobresaliente matemático que nos deslumbró por su facilidad para efectuar cálculos matemáticos con rapidez y exactitud. Nació en Aipe, Huila, el 29 de mayo de 1928 y murió en Popayán el 29 de noviembre de 2012.

 Hoy te recordamos, Humberto, y siempre estarás en nuestra memoria.

Cordialmente,

***

A UN AÑO DE TU AUSENCIA
Dra. Connie Charry Paredes.
Ingeniero Humberto Charry Losada
Proyección del Cauca
Año XXXIII. Edición 379

Hace un año, en un mes como este, cuando estabas con nosotros, te abrigamos con ternura, protegimos tu cuerpo con esmero, arrullamos tu alma con nuestro amor…ya hace un año. Un día, cualquiera para la humanidad, ese día cualquiera, simple y sencillo, dormido y tranquilo… con tu partida repentina, tu ausencia nos acompañó. Tú, delicadamente, marcaste “un antes” de una vida contigo, y “un después”, de una vida sin ti en todos los miembros de nuestro hogar. Ese día fue el inicio de algo nuevo, de un sentimiento, de una sensación y la certeza de un vacío que nunca habíamos conocido en nuestras vidas.
 
Ese día fue el inicio de…. nuestra existencia sin ti. Creímos que no habría un mañana, que como ese día, sería el resto de nuestra existencia.

Durante mucho tiempo te buscamos, te sentíamos y te mirábamos en nuestros espacios existenciales sin estar tú. Ansiábamos que esa soledad solo cubriera una pequeña fracción del día y luego tu, nos regresaras la felicidad, la cordialidad y la seguridad de que el mundo seguiría siendo solido y eterno cuando volvieras.

Pero, los días transcurrieron, la dulce necesidad de la rutina nos trajo la calmante sensación que, sin estar tú, aún caminabas entre nosotros y nos cuidabas. Aprendimos a valorar cosas que nunca imaginamos, que nunca miramos y que nunca habíamos vivido.

Padre, a un año de tu ausencia, sentimos que eres más importante en nuestras vidas de lo que imaginábamos. Que hay más amor para ti a pesar del tiempo transcurrido.

Que tu sabiduría y tu mente esplendorosa, nos ha dejado sellado un legado de valiosas palabras de cordura, de bondad, de generosidad, de una experiencia de hombre, de padre, de abuelo, de hermano, de hijo, de amigo, de profesor, que muchos podrían durar décadas en recolectar o leer en mil libros.

De tu mente prodigiosa y de tu corazón amoroso salió siempre, y sin reserva, la palabra justa equilibrada y oportuna de sapiencia, sin esperar ninguno tener que devolverte por cada una de ellas valor material, incluso, en muchas ocasiones ni tan solo un gesto de afecto porque ya feliz eras con dar a plenitud lo que dabas, sin buscar nada a cambio. Vimos tu felicidad y aprendimos de ti esta sobre la grandeza humana.

A un año de tu ausencia, hemos aprendido que se puede vivir sin ti, sin tu presencia física, porque nuestro apego por ti se transformó en felicidad, alegría de sentir que vives la gloria mas ansiada por el hombre, porque los limites humanos que tanto dolor crean, de ellos te has liberado y ninguna atadura te doblega.

Que conoces el sentido extraordinario de lo infinito, de lo perfecto, de la magnificencia y grandeza del alma humana. Lo que humanamente creemos que es amor, ahora lo vives a plenitud, navegas, te sumerges y te has convertido completamente en el. Te hemos sentido así.

Hemos aprendido a vivir sin ti, pero contigo, en nuestro nuevo estilo de vida, en nuestro modo de ver y sentir la vida. Hemos aprendido a que ya no eres un ser humano separado, sino integrado y fundido a tu familia plenamente en tus genes, en tus enseñanzas, en ese amor que sentimos que nunca termina.

Hoy, a un año de tu ausencia, queremos decirte repetidas veces, en este silencio interior, donde existe ese diálogo permanente contigo: Te amamos.

El día 29 de Noviembre se cumple un año de la partida física del Ingeniero Humberto Charry Losada. Su esposa Sarita; sus hijos Ricardo León , Constanza, y Humberto José; sus nietos Carlos Andrés y demás familiares, como una familia unida, abrigamos con los brazos extendidos el corazón de todos quienes amaron y han amado este ser excepcional quien fue hijo, esposo, padre, abuelo, hermano, tío, familiar, amigo, consejero y protector amoroso. En ese abrazo del corazón, se encuentra el ser más hermoso y maravilloso que ha existido en nuestro hogar y por quien hoy rendimos honores en su memoria.

Dra. Connie Charry Paredes.
Ingeniero Humberto Charry Losada


***

   Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red
 payanesa por favor informar a
mariopbe@gmail.com
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please
 reply to   mariopbe@gmail.com