CARTA DE JAPIO
DEL LIBERTADOR SIMÓN BOLIVIAR.
Miércoles 17 de octubre, 2012
De: Mario Pachajoa Burbano
mariopbe@gmail.com

Amigos:

Nos han llegado varias notas sobre la opinión del Libertador en 1829, para el establecimiento de la monarquía en Colombia, a raíz del articulo publicado por esta Red de Payaneses, escrito por José María Samper.

Hernán Franco Ramírez, desde Houston, USA, nos envía las nota siguiente:

Estimado Mario:

En relación con el articulo sobre el punto de vista presentado por el historiador Samper Agudelo sobre el establecimiento en Colombia de una monarquía para que
la sucesión al poder quedara establecida y normalizada según el pensamiento del Libertador.

Sobre este delicado tema, incluyo el articulo titulado La Carta de Japio que aparece en una de las ediciones de Jamaica de Los Quilichaos. Esta información la obtuve en conversaciones con el ilustre Historiador de Quilichao Dr Ernesto Charria Tobar quien vivió en el Hotel Central y amenizaba muchas de las tertulias culturales que allí frecuentemente se llevaban a cabo en ese recinto.

La importancia histórica de La Carta de Japio está en que en esta se ve en el cambio de opinión a este respeto que El Libertador tuvo 12 meses antes de fallecer en San Pedro Alejandrino.

Cordial y afectuoso saludo,

Hernán Franco Ramírez

*
Jamaica de los Quilichaos.
La Carta de Japio
Por: Hernán Franco Ramírez
Fragmentos..


Estando el Libertador en la histórica Hacienda de Japio, ubicada a escasos kilómetros al norte de Quilichao, en donde El Libertador fue a gozar de la hospitalidad que allí siempre le brindaba su gran amigo, D. José Rafael Arboleda y Arroyo, llegó de urgencia un emisario que provenía de Bogotá, quien le entregó al Libertador una Acta del Consejo de Ministros en la que le pedían al Padre de la Patria que fundara una monarquía y sostuviera así a todo trance los cimientos a beneficio de un sucesor.

El Libertador de  inmediato negó la aprobación de ese proyecto y pensó que paralizándolo exoneraría al Consejo de la tremenda responsabilidad que pudiera resultarle y de inmediato y por escrito el ordenó al Consejo que no diese un paso adelante en ese asunto y se suspendiese la prosecución de un proyecto que probablemente precipitaría al gobierno en un abismo de males.

Luego ex-cátedra el Padre de la Patria exclamó:  "Yo sólo quiero ser un ciudadano para ser libre y para que todos lo sean. Prefiero el titulo de ciudadano al de Libertador porque este emana de la guerra y aquel de las leyes. Yo quiero que me cambien todos mis títulos, todos mis dictados por el titulo de Un Buen Ciudadano".

La carta en mención fue escrita por el secretario del Libertador, el coronel José Domingo Espinal. Como encabezamiento, esta carta índica: 

 "Cuartel General de Japio, a 18 de diciembre de 1829 y es conocida en la historia como la "Carta de Japio".

Versándose el acta del Consejo ministerial sobre fundar una monarquía, cuyo trono lo ocupase el Libertador, S. E. creyó su deber improbarlo; por que su misma consagración a la causa pública sería infructuosa, desde que, mancillada su reputación por un acto contradictorio de su carrera y de sus principios, entrase en la trillada senda de monarcas.Convenga o no a Colombia elevar un solio, el Libertador no debe ocuparlo; aún más, no debe cooperar a su edificación, ni acreditar por sí mismo la insuficiencia de la actual forma de gobierno.

***
     Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red
 payanesa por favor informar a mariopbe@gmail.com
e incluir "descontinuar" en la línea "Subject"
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please
 reply to  mariopbe@gmail.com
 with "unlist" in the Subject line.