TATUAJES EN EL FÚTBOL
Martes 15 de febrero, 2011
De: Mario Pachajoa Burbano
http://pachajoa.110mb.com/
mariopb@comcast.net


Amigos:

Se ha informado que del 29 de julio al 20 de agosto de 2011, se jugará en
Colombia la Copa Mundial Sub-20 de la Federación Internacional de Fútbol
Asociado, FIFA, (310 funcionarios) cuya sede es la ciudad suiza de Zúrich.
La Federación fue fundada en Inglaterra en 1863 y en la actualidad cuenta
con 209 asociaciones. La FIFA ha publicado un interesante articulo que hoy
reproducimos, sobre los tatuajes que exhiben notables jugadores de fútbol.

Cordialmente,

***

Un tatuaje vale más que mil palabras
Federación internacional de fútbol asociado, FIFA
Viernes 26 de noviembre de 2010

Foto: FIFA
Más allá de que aún se discuta cómo, cuándo y dónde nació su práctica, el tatuaje siempre ha sido un modo de significancia. Este sigue siendo el denominador común incluso en nuestra era, durante la cual ha alcanzó el estatus de arte. Dado la cantidad de futbolistas que exhiben sus dibujos, FIFA.com se detiene para echarle una mirada al fenómeno.

De las palabras a la religión.
“El tatuarse es una forma de narrar la historia. Antes se usaba la tinta y el papel, pero ahora muchos prefieren la piel en su lugar”, dice el tatuador argentino Leonardo Miralles, muy popular entre los jugadores que militan en España, y a quien Fernando Torres le abrió un estudio en su piso de Inglaterra.

Un ejemplo es el del arquero italiano Federico Marchetti, quien tras salvar su vida de milagro en un accidente automovilístico en 2005 se tatuó ambos brazos, el derecho con la oración del Ave María, la dice haber visto mientras esperaba ser rescatado, y el izquierdo en honor a sus amigos que fallecieron: “Andrea e Francy por siempre conmigo”.

Hablando de Dios, los motivos religiosos suelen ser comunes entre los futbolistas. David Beckham, responsable para algunos de popularizar los tatuajes en el ambiente, es uno de ellos. A la imagen de Jesús que tiene en parte lateral inferior de su cuerpo le sumó dos ángeles, uno que toma casi todo su brazo derecho y otro de la Guarda en la espalda, al que tiempo después le agregó alas. ¿Se habrá decidido luego de ver los espectaculares diseños alados del francés Djibril Cissé o el irlandés Stephen Ireland?

La cara de Cristo aparece, entre otros, en creyentes como el argentino Ezequiel Lavezzi y el paraguayo Salvador Cabañas, mientra que su imagen crucificada puede verse en los torsos del brasileño Naldo y del serbio Ivica Dragutinović. El alemán Robert Huth, el irlandés Robbie Keane y el guardameta belga Logan Bailly, en cambio, prefieren las cruces como meros detalles decorativos. En este rubro pocos igualan a Guti, ¡quien decoró todo su brazo izquierdo con un diseño basado en... ¡la Capilla Sixtina!

En honor a ti…
¿Qué se tatúan comúnmente los jugadores? “Lo que más me piden son retratos de sus hijos o de sus esposas, o los nombres de su familia”, afirma Patricio Hinojosa, tatuador de varios chilenos como Arturo Vidal, quien porta el rostro de su madre. El brasileño Dani Alves lleva la cara de su mujer en el hombro derecho y el nombre de sus hijos en los antebrazos, al igual que muchísimos futbolistas en distintas partes del cuerpo. Pocos, sin embargo, tienen la cara del suyo en el estómago como el peruano Paolo Guerrero.

Sergio Ramos, quizás por una cuestión de espacio, prefirió tatuarse sutilmente las iniciales de su hermano y hermana en su dedo medio de la mano izquierda. El australiano Tim Cahill, al contrario, tatuó la línea de su vida a lo largo de su brazo derecho, con un diseño samoano que incluye a sus abuelos, parientes directos y clubes de su carrera. “Dejé un espacio libre por lo que pueda venir”, afirma explica en su página Web.

Otra elección común es tatuarse el nombre propio. El chileno Marco Estrada estampó sobre el hombro izquierdo su apellido en letras cursivas, mientras que el español José Fernando Marques prefirió un antebrazo para imprimir su segundo nombre. Su coterráneo Fernando Torres, al igual que el argentino Sergio Kun Agüero, fueron más originales, al hacer lo mismo pero en élfico, el idioma tengwar inventado por J. R. R. Tolkien en El Señor de los Anillos.

Inspiración de sobra
Números y fechas también son elecciones frecuentes. Dicen que el mexicano Jesús Arellano, durante un entrenamiento, perdió de su pantalón primero el “2” y luego el “8”, y por eso que decidió tatuarse el “28” en un hombro. Los ya mencionados Torres y Ramos, en cambio, eligieron fechas sentimentalmente significativas: mientras que el delantero se grabó el día que besó por primera vez a su pareja, el defensor prefirió recordar a las víctimas de los atentados de Nueva York y Madrid.

El zaguero italiano Marco Materazzi, uno de los más tatuados, además de inscribirse la fecha y el lugar donde ganó Copa Mundial de la FIFA en 2006, decoró su muslo izquierdo con la imagen Trofeo. Lo mismo imprimió en la tibia derecha luego de obtener la Liga de Campeones de la UEFA. “Me sobra lugar para agregar copas, ahora sólo debo ganarlas”, suele decir risueñamente.

Otros declaran con un tatuaje el cariño por su patria. Wayne Rooney tiene la bandera inglesa sobre su hombro derecho, pero Kevin-Prince Boateng fue más allá al hacerse un dibujo de Ghana dentro el continente africano en uno de sus bíceps. El iraquí Yunes Mahmud, por su parte, combinó el mapa de su país con la bandera.

Algunos los usan para demostrar su carácter, destacándose los guerreros romanos de Francesco Totti y Víctor Valdez, el samurai de Fabio Cannavaro o el vikingo de Daniel Agger. El danés es tatuador certificado, y había prometido un tatuaje común para el plantel del Liverpool si ganaban la Premier League en 2009, pero se quedó con las ganas.

El chileno Gary Medel lleva un perro pitbull en honor a su sobrenombre, algo incomprobable en el portugués Petit. Dentro de la onda felina es popular la pantera, como puede verse en Humberto Suazo, Cicinho y Freddie Ljungberg, aunque también hay leopardos (David Odonkor) o leones (Elson Falcao da Silva). Los futbolistas chinos prefieren animales distintos: Chen Tao tiene un águila y Han Duan un delfín…

***
     Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red payanesa por favor
informar a mariopb@comcast.net
e incluir "descontinuar" en la línea "Subject"
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please reply to
 mariopb@comcast.net
 with "unlist" in the Subject line.