DISCURSOS QUE DIERON FORMA AL SIGLO
Jueves 10 de febrero, 2011
De: Mario Pachajoa Burbano
http://pachajoa.110mb.com/
mariopb@comcast.net

Amigos:

El Diario El Tiempo de Bogotá, Colombia, en su edición Especial, "Hechos del Siglo",
(01/30/2011), incluye párrafos de los diez discursos, que en su parecer, dieron forma
al siglo.

Cordialmente,

***

Mohandas Karamchand Gandhi (octubre 2 de 1869- enero 30 de 1948).
Hyderabad, 18 de marzo de 1922

Quise evitar la violencia . La no violencia es el primer artículo de mi fe y el último de mi credo. Pero, o me sometía a un sistema que considero ha hecho un daño irreparable a mi país, o asumía el riesgo de que la furia demencial de mi gente estallara cuando oyeran la verdad de mis labios. Sé que mi gente, en ocasiones, se ha vuelto loca. Lo siento profundamente.

"Y, por lo tanto, estoy aquí para someterme no a un castigo ligero, sino a la más alta de las penas. No pido misericordia".

Sir Winston Leonard Spencer-Churchill (noviembre 30, 1874- enero 24, 1965).
Londres, junio 4 de 1940


Iremos hasta el final, pelearemos en Francia, pelearemos en los mares y en los océanos, pelearemos con creciente confianza y creciente fuerza en los aires, defenderemos nuestra isla, sea cual sea el costo, pelearemos en las playas, en los sitios de desembarque, pelearemos en las calles, pelearemos en las colinas, jamás no rendiremos.

Charles André Joseph Marie de Gaulle (noviembre 22, 1890 - noviembre 9,  1970).
Londres, junio 18 de 1940.


El destino del mundo está en juego. Llamo a todos los oficiales y hombre franceses que estén en suelo británico, con o sin sus armas; llamo a todos los ingenieros y obreros capacitados en las fábricas de armamento, que estén o vayan a estar en suelo británico, a que me contacten.. Lo que sea que pase, la llama de la resistencia francesa no debe morir.

John Fitzgerald "Jack" Kennedy (mayo 29, 1917 – noviembre 22, 1963)
Washington, D.C., 10 de junio de 1963


Si no podemos terminar ahora nuestras diferencias, al menos podemos hacer que el mundo sea un lugar seguro para la diversidad. Porque, a fin de cuentas, nuestro lazo común más fundamental es que todos habitamos este pequeño planeta. Todos respiramos el mismo aire. Todos atesoramos el futuro de nuestros hijos. Y todos somos mortales.

Martín Luther King, Jr. (enero 15, 1929 – abril 4, 1968)
Washington, D.C., 28 de agosto de 1963
.

Yo tengo un sueño que un día esta nación se elevará y vivirá el verdadero significado de su credo, creemos que estas verdades son evidentes: que todos los hombres son creados iguales. ( ) Yo tengo un sueño que mis cuatro hijos pequeños vivirán un día en una nación donde no serán juzgados por el color de su piel sino por el contenido de su carácter. Y cuando esto ocurra, cuando dejemos resonar la libertad, cuando la dejemos resonar desde cada pueblo y cada caserío, desde cada estado y cada ciudad, seremos capaces de apresurar la llegada de ese día cuando todos los hijos de Dios, hombres negros y hombres blancos, judíos y gentiles, protestantes y católicos, serán capaces de unir sus manos y cantar las palabras de un viejo coro negro : "¡Por fin somos libres! ¡Por fin somos libres! Gracias a Dios todopoderoso, ¡por fin somos libres!".

Salvador Isabelino del Sagrado Corazón de Jesús Allende Gossens
(junio 26, 1908 – septiembre 11, 1973)
Santiago de Chile, 11 de septiembre de 1973.


Tengo fe en Chile y su destino. Superarán otros hombres este momento gris y amargo en el que la traición pretende imponerse. Sigan ustedes sabiendo que, mucho más temprano que tarde, de nuevo se abrirán las grandes alamedas por donde pase el hombre libre, para construir una sociedad mejor . ¡Viva Chile! ¡Viva el pueblo! ¡Vivan los trabajadores!. Estas son mis últimas palabras y tengo la certeza de que mi sacrificio no será en vano, tengo la certeza de que, por lo menos, será una lección moral que castigará la felonía. Viva Chile ¡Viva el pueblo! ¡Vivan los trabajadores!.

Fidel Alejandro Castro Ruz (nacimiento: agosto 13, 1926)
Ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, 12 de abril de 1979


Basta ya de la ilusión de que los problemas del mundo se pueden resolver con armas nucleares. Las bombas podrán matar a los hambrientos, a los enfermos, a los ignorantes, pero no pueden matar el hambre, las enfermedades, la ignorancia. No pueden tampoco matar la justa rebeldía de los pueblos.

Ronald Wilson Reagan ( febrero 6, 1911 – junio 5, 2004)
En las puertas de Brandenburgo, Berlín, 12 de junio de 1987.

Secretario general Gorbachev, si usted busca la paz, si busca la prosperidad para la Unión Soviética y Europa del este, si busca liberalización: ¡Venga a estas puertas! Señor Gorbachev,  ¡abra estas puertas!  Señor Gorbachev,  ¡derribe este muro!

Albert Arnold "Al" Gore, Jr. (nacimiento: marzo 31, 1948)
Al recibir el Nobel de Paz en Oslo, diciembre de 2007

El futuro está tocando a nuestra puerta justo ahora. No se equivoquen, la próxima generación nos preguntará una de dos cosas.  O nos dirán: ¿Qué estaban pensando? ¿Por qué no actuaron? O preguntarán: ¿Cómo hallaron el valor moral para resolver una crisis que muchos dijeron era imposible de resolver? Tenemos todo lo que necesitamos para comenzar, salvo, quizás, voluntad política. Pero, por suerte, la voluntad política es un recurso renovable.

Barack Hussein Obama II (nacimiento: agosto 4, 1961)
Washington, D.C., enero 20 de 2009

Nuestros retos pueden ser nuevos. Los instrumentos con los que los afrontamos pueden ser nuevos. Pero los valores de los que depende nuestro éxito -el esfuerzo y la honradez, el valor y el juego limpio, la tolerancia y la curiosidad, la lealtad y el patriotismo- son algo viejo. Son cosas reales. Han sido el callado motor de nuestro progreso a lo largo de la historia.

El Tiempo 01/30/2011, página 57.

***
     Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red payanesa por favor
informar a mariopb@comcast.net
e incluir "descontinuar" en la línea "Subject"
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please reply to
 mariopb@comcast.net
 with "unlist" in the Subject line.