¿MINIFALDA INVENCIÓN PAYANESA?
Sábado 24 de abril, 2010
De: Mario Pachajoa Burbano
http://pachajoa.110mb.com/

Amigos:

Rafael Tobar Gómez en su libro "Cuando florezcan los eucaliptos" nos asegura
que la minifalda fue inventada en Popayán en el bar El Cafetal de propiedad de
Agustín Sarria. He aquí su historia.

Cordialmente,

***
Cuando florezcan los eucaliptos.
La minifalda.
Por : Rafael Tobar Gómez


Cómo criticaban a estas pobres muchachas por sus cortas faldas que dejaban ver sus muslos por lo general encantadores y bien proporcionados. ¿No sería envidia?

Cuando la minifalda se puso de moda en Europa y después pasó a Estados Unidos, esto es bien chistoso, todas las muchachas comenzaron a usarla y sin saberlo se pusieron a la par con las meseras de los bares que tanto criticaban las mismas madres y las almas piadosas de Popayán.

Es probable que algún modisto viajero, de esos con nombres rimbombantes como, Jean Bardan, u Oscar de la Rocca o alguna modista francesa, vaya usted a saber, haya pasado por Popayán, quiso tomar un trago en algún “Night Club”, pero, como en Popayán no había bares sofisticados como los que se ven en las películas, la llevaron al Cafetal, la cantina de Agustín Sarria, a falta de pan buenas son tortas, a tomarse un aguardiente, bebida típica extraída de la caña de azúcar, más sabroso que el Vodka, la Ginebra o el Scotch y cuando la mesera le trajo el primer trago, observó “la mini jupe de la fille”, y dijo, ¡Eureka! Esto es lo que andaba buscando.

Meses después la nueva moda recorría Europa y Estados Unidos. Y como Colombia es un país que imita todas las modas que vienen de afuera por considerarlas lo mejor, a los pocos días las muchachas hacían cola para comprar su minifalda y las modistas no se daban abasto recortando faldas largas de todas la cocacolas payanesas, para beneplácito de los muchachos que por primera vez admiraban a simple vista el esplendor de los muslos de sus novias que preguntaban, no sin cierta picardía,

-Se me notan mucho los pantys?
Y los muchachos, con el anhelo de que la moda permaneciera les contestaban.
-Qué va. ¡Si estás espléndida! -Pues, se les alcanzaba a ver hasta el Topoyiyo... un muñequito que andaba por la televisión y las tiras cómicas de aquel tiempo, dibujado en sus vaporosos y casi transparentes calzoncitos-.

Podría asegurar que la moda de la minifalda salió de El Cafetal, el bar de Agustín Sarria, en Popayán.

***
     Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red payanesa por favor
informar a mariopb@comcast.net
e incluir "descontinuar" en la línea "Subject"
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please reply to
 mariopb@comcast.net
 with "unlist" in the Subject line.