COMISIÓN DE VECINOS PARA CUIDAR PARQUES
Martes 1 de junio, 2010
De: Mario Pachajoa Burbano
http://mariopbe.com/

Amigos:

Lucy Amparo Bastidas Passos, en su articulo, está proponiendo la creación de
Comisiones de vecinos para el cuidado de los parques de Popayán, siguiendo los
ejemplos, mencionados por la autora, de Buenos Aires, Argentina, la Biblioteca de
Suba, Cundinamarca y la Corporación para la Recreación de manejo mixto de Cali.
Nuestros agradecimientos para Lucy por proporcionarnos su artículo.

Cordialmente,

****

‘Comisión de vecinos’ para cuidar los parques
Por: Lucy Amparo Bastidas Passos.
Popayán. 2010


Cuando se funda Popayán trazada en cuadrícula como otras ciudades coloniales, sin parques ni zonas verdes públicas, el conquistador proveyó en el centro de las manzanas patios con jardines, huertas con naranjos, higos, viñedos y hierbas aromáticas, que sirvieron de colchón verde en el poblado donde predominó la plaza dura y casonas sin antejardines.

Humboldt en 1.800 observó que ‘a los conquistadores no les gustaban los árboles ni el canto de los pájaros’, despreciaban la vegetación. Sin embargo verificaban que hubiese ríos cercanos para provisión de agua, que contribuirían sin proponérselo al equilibrio ecológico del poblado hasta la actualidad.

En el centro histórico de Popayán subsisten poquísimas huertas y jardines en los patios de las casonas, resultando huérfana de ese pulmón verde. La ciudad es cambiante, ha crecido y las áreas verdes son insuficientes. Es paradójico entonces que los parques del siglo XX estén disminuyendo, entre otros por la ‘moda’ academicista de pavimentarlos como el parque del barrio Bolívar que lentamente se encementa, no obstante los reclamos ciudadanos de mantener su zona verde. ¿Estarán otros parques igualmente deteriorados en turno de pavimentación?

Víctimas del cemento gris también sufren las riveras de los ríos, como en la reciente edificación gubernamental DIAN en la que dejaron tristes 5 metros de retiro sobre el río Molino, al que además sacan de allí y de la nueva sede del Colegio Mayor, toscas cajas encementadas para aguas lluvias, todo con la venia de la CRC.

El deterioro ambiental afecta la salud física y mental de sus habitantes, que sumado a la carencia de espacios lúdicos incrementa la delincuencia en la ciudad blanca que está 5 veces por encima de la estadística media en Colombia.

Esto me recuerda una visita a Puyo, ciudad del hermano Ecuador, donde un alcalde preocupado por el alcoholismo de los jóvenes, determinó que en lugar de agrandar prisiones, aumentaría la cantidad y calidad de los parques, con canchas y áreas recreativas, donde fui testigo de que los jóvenes acudían día y noche a torneos deportivos, logrando en un par de años la evidente disminución del alcoholismo juvenil.

¿No es esta buena razón para conservar los parques en Popayán? Como su mantenimiento ha sido difícil para la alcaldía, entonces útil sería crear como en el viejo Buenos Aires ‘Comisiones de vecinos’ para cuidarlos, dándoles algún presupuesto pues resulta buena combinación la administración pública con la privada, como lo realizan en la flamante biblioteca de Suba en Bogotá que tiene 23.000m2 construidos y 50.000m2 de parque. O en Cali la exitosa Corporación para la Recreación Popular de manejo mixto.

***
     Si desea descontinuar el recibo de estos artículos de la Red payanesa por favor
informar a mariopb@comcast.net
e incluir "descontinuar" en la línea "Subject"
 
     To receive no further e-mails, from Red payanesa, please reply to
 mariopb@comcast.net
 with "unlist" in the Subject line.